Esta serie de posts intentará poner luz sobre los 10 términos básicos que utilizamos día a día los diseñadores cuando trabajamos en tu comunicación visual. Me he encontrado con que, en mis interacciones diarias con clientes y potenciales, no todos entienden muchas veces la mitad de los términos que utilizo.

El lenguaje es simplemente un punto de partida en común, define las bases de la interacción de ideas y, en este caso, de servicios. Es vital que puedas entender lo que dice tu diseñador, sobre todo cuando recibes más de un presupuesto y necesitas hacer una comparación valorativa entre uno y otro.

 

Hoy hablamos de tipografía, los signos visuales que designan letras (aquellas que encierran y contienen tus mensajes).

La tipografía es el estudio de la forma de las letras. En la Universidad nos pedían que nos abstraigamos de su significado para poder observar la forma y estudiarla. Sin embargo, como estamos tan habituados a las letras y a leerlas, se nos hace realmente difícil verlas en su vertiente formal, más allá de su fonema.

Las familias tipográficas son el conjunto de tipografías que responden a un mismo patrón formal. Así es como tenemos: 

 

Tipografías palo seco

La tipografía palo seco por excelencia, y la más conocida es la Arial. Son tipos que tienen un trazo limpio, sin decoraciones. Son tipografías simples y muy operativas. La gran expresión de una tipografía de palo seco es la Helvética que, como su nombre lo indica, tiene sus raíces en el diseño suizo. Son tipos puras, asertivas, cuidadas.

Tipografías serif

Las tipografías serif presentan una legibilidad superior en el mundo impreso. La más conocida sería la Times New Roman, que se llama así porque fue la tipografía diseñada para el periódico The Times. Tienen un carácter más conservador y las relacionamos más con el mundo impreso.  

Tipografías egipcias

Dentro de este grupo englobamos a aquellas tipografías que tienen serif y en el cual este es más ancho que lo habitual. Este serif más ancho le da un peso y un carácter más contrastado, haciendo que estas tipos sean adecuadas para titulares o textos concisos.

 

En el orden de lo puramente operativo tenemos

 

Tipografías de ordenador

Cuando Steve Jobs inventó el primer Mac, se encargó de que cuente con variantes tipográficas porque él había hecho un curso de caligrafía y consideraba importante que existan variaciones a la hora de escribir un texto. Es así como los ordenadores cuentan con una serie de tipografías que vienen incluidas y que forman la base mínima común de todos los dispositivos actuales. Estas son: Arial, Georgia, Times, Verdana, Trebuchet y Tahoma.

Tipografías de Google (google webfonts)

El diseño de páginas web se apoyaba en sus inicios en estas tipografías que venían por defecto con los ordenadores, dejando la parte tipográficamente más bonita confinada a la incrustación de imágenes. Esto es, si querías un texto bonito, lo diseñabas en tus programas habituales y lo hacías aparecer como imagen en tu página.

Con el avance de internet se ha hecho cada vez más necesario que los robots puedan escanear el contenido para saber de qué estabas hablando, para poder indexar los sitios y para poder devolver búsquedas. Los robots no pueden leer las imágenes, no saben qué pasa allí dentro, más allá del atributo Alt que le indiquemos. Esto ha significado que lo de diseñar texto bonito debía hacerse de una manera que a Google le guste, que lo pudiera leer.

Hace ya unos cinco años contamos con el catálogo libre y abierto de fuentes de Google que nos permite utilizar las fuentes llamándolas desde nuestro sitio. Con una simple orden, nuestro sitio dará la orden de rasterizar todo el texto con tal o cual tipografía de Google. Esto indudablemente ha mejorado el diseño web, que ha podido diferenciarse basándose en el diseño tipográfico escogido sin perder opciones de indexación.

La tipografía como profesión

Como te podrás imaginar, hay marcas, instituciones y compañías que pagan por el diseño de su propia tipografía. Un caso concreto y que me viene a la mente es el de la UOC, la Universitat Oberta de Catalunya. La tipografía que usan en su comunicación (desde los dossiers, pasando por las presentaciones PowerPoint o su campus virtual), ha sido diseñada específicamente junto con el planteo de re-branding que ha tenido lugar hace ya tres años y que ha llevado a cabo el estudio Mucho. Una tipografía diseñada a medida en un proyecto de branding es la personalización llevada al extremo.

 

Este post forma parte de la serie Los 10 básicos en comunicación visual porque cuando tu profesión es tu vocación, como es mi caso, estás atado a ella porque ella te llama una y otra vez. Es mi forma de rendir homenaje al diseño, a la creación visual y a todos los diseñadores y creadores visuales que hacemos el mundo más alegre y más bonito.

Carina Stinga

Visual Thinking Process

Profesora UOC | Mentora BCN Activa

Ayudo a empresas, organizaciones y profesionales a tener una identidad visual adecuada que fomente una comunicación acertada y permita enamorar a su público.

Comunica para visibilizar tu proyecto

NUESTRO PORTAFOLIO

Cuéntanos tu proyecto

Por favor, valida este campo

Pin It on Pinterest

Share This